Sogo

¿Cómo afronta el sector tecnológico el uso de mascarillas?


3 agosto, 2020

Mascarillas Inteligentes Huami

El sector tecnológico ha sido uno de los más afectados por el COVID-19. Pero, también, uno de los que mejor se ha adaptado a los cambios que ha comportado esta nueva normalidad. Por un lado, con la creación de aplicaciones y otras herramientas que ayuden a detectar cadenas de contagio. Así como, productos que ayuden a la eliminación de virus y bacterias en el ambiente o los objetos utilizando luz ultravioleta. Otro frente abierto con el que se han topado las compañías tecnológicas es el uso de mascarillas y cómo afecta a nuestro día a día.

La mascarilla es un dispositivo de protección personal ante el virus que reduce el riesgo de contagio. Un elemento fundamental en la nueva normalidad y de obligado uso en España. Por ello, el mundo de la tecnología está trabajando para desarrollar mascarillas y tecnologías con las que este cambio no interfiera en la vida diaria del usuario. Desde la imposibilidad de utilizar el reconocimiento facial hasta los problemas de comunicación que derivan de su uso. La mascarilla ha llegado para quedarse y el objetivo es que tenga el menor impacto posible en el día a día del usuario. Para que, al final, ni siquiera note que la lleva.

Reconocimiento facial con mascarilla

A pesar de que en algunos momentos te olvides de que la llevas, ahí está el Face ID para recordártelo. Hasta ahora, existían algunos trucos con los que engañar al reconocimiento facial para que pudiese desbloquear el teléfono sin necesidad de quitarse la mascarilla. En Android, debes borrar tus datos biométricos y al volver a registrarlos utilizarla durante el primer 30% o 40% del proceso. Por su parte, iOS permite añadir un aspecto alternativo. En este caso tendrás que colocar la mascarilla solamente sobre la mitad de la cara, de manera que siempre detecte al menos la mitad de la boca o la nariz para que continúe el proceso.

Una compañía que está presentando avances interesantes en este campo es Apple. Actualmente cuenta con un parche, iOS 13.5, en su sistema de Face ID que detecta la mascarilla y accede directamente a la introducción de código numérico. Aunque, de cara al futuro, se rumorea que con el nuevo iOS 14 llegará el desbloqueo facial con mascarilla. Centrado en la zona ocular y que evaluará características subepidérmicas, o al menos eso asegura la patente registrada por la marca de Cupertino.

Por otro lado, una compañía española ha desarrollado la solución biométrica FacePhi. Esta tecnología utiliza un algoritmo de reconocimiento facial periocular capaz de reconocer al individuo, aún con el rostro parcialmente tapado. El software ofrece un 99% de fiabilidad, centrándose solo en los rasgos diferenciales de los ojos y su contorno.

Mascarillas tecnológicas

La empresa que se encuentra más activa en este campo es Xiaomi. El gigante tecnológico chino trabaja, desde sus filiale Huami, en varios prototipos de mascarillas. Algunas de ellas transparentes, lo que permitiría un uso normal del reconocimiento facial y facilitaría la comunicación entre los individuos, sobre todo en el caso de personas sordas. La iniciativa se enmarca en el Proyecto uSmile y cuenta con dos versiones de respirador N95.

Por la protección que ofrecen este tipo de mascarillas, filtran el aire y no permiten que los individuos se infecten. Para ello equipan un pequeño ventilador, con el que también evitan empañarse. Además, cubriendo el apartado higiene, ambos prototipos incorporan un sistema de luces ultravioletas que desinfectan automáticamente toda la mascarilla. Alimentando esta infraestructura se encuentra una pequeña batería. Este componente alimenta las luces UV, el ventilador y el sensor AQI que informa de la calidad del aire y otros parámetros.

En esta carrera por desarrollar una mascarilla tecnológica también se encuentra una marca italiana. Cabe destacar que uno de sus co-creadores es aragonés, por lo que su diseño lleva firma española. Cliu es una mascarilla inteligente transparente. Esta característica permite una mejora en la comunicación al mismo tiempo que permite el reconocimiento facial. Asimismo, aseguran que el dispositivo de protección es seguro, tecnológico, sostenible e inclusivo.

Además, cuenta con una versión Pro. Esta nomenclatura se debe a que equipa Bluetooth, micrófono y sensores integrados. De esta manera, podrás comunicarte de manera clara al mismo tiempo que consultas el estado del respirador y la calidad del aire desde tu móvil. Ambas variantes de Cliu incluyen una lámpara UV en la que se carga la batería de la máscara en menos de una hora.

Sonitrón

03.08.2020

daikin